¿Qué crees? no te voy a pagar lo acordado


Este tipo de abuso básicamente lo he visto aplicado a diseñadores novatos, chavit@s que están haciendo sus pininos con sus primeros trabajos pagados.  La historia va más o menos así: El diseñador en ciernes se encuentra verdaderamente emocionado porque está a punto de entregar uno de sus primeros trabajos que afortunadamente algún cliente tuvo la bondad de encargarle. Después de múltiples reuniones para revisar las propuestas de diseño el cliente da el visto bueno para realizar la impresión de su papelería: 300 tarjetas, 2000 hojas membretadas y 400 sobres. Casi podemos ver al inicipiente diseñador pegando de brinquitos y juntando sus talones camino a la imprenta. La escena de la entrega es descorazonadora: el diseñador presume orgulloso el fruto de su esfuerzo, el cliente revisa por encima las impresiones y comenta sin mayor empacho – ¿Qué crees? no te voy a poder pagar completo. Tengo “tanto”, pasa con mi secretaria para que te haga el cheque. – El diseñador, aturdido, no sabe qué responder, no tiene la experiencia para reclamar y ante la opción tácita de lo tomas o lo dejas decide tomar lo que se le ofrece sin chistar, peor aún, sale del lugar pensando que tal vez fue su culpa que no le pagaran lo acordado, tal vez al cliente no le gustó el resultado, tal vez estaba cobrando muy caro, tal vez…

Los errores cometidos:

· No cobrar anticipo: es indispensable cobrar un adelanto que por lo menos cubra, en este caso, los gastos de la impresión. Allá tú si decides financiar a un cliente nuevo del cual no conoces su filosofía de trabajo (mañas).
· Aceptar un pago menor al acordado: Recurriendo al dicho peor es nada en México muchas personas se aguantan y no reclaman ante el abuso. Mi sugerencia es que no hagas acuerdos “de palabra” que luego serán fácilmente torcidos en tu contra. Siempre es útil enviar una cotización/presupuesto que especifique claramente lo que está comprando el cliente, las fechas de entrega, condiciones de pago, etc. Algunos colegas solicitan a sus clientes que les regresen la cotización firmada a modo de “visto bueno”.
· No cuestionar la postura del cliente: Si un cliente te dice, justo en el momento de la entrega, que no te pagará lo acordado tú estás en todo tu derecho de cuestionarlo ¿A qué se debe este cambio? ¿porqué no hizo esta aclaración con anticipación? ¿qué lo motiva a cambiar el acuerdo?.
· Dejarle al cliente el producto, aún cuando no acepta pagar lo acordado: si el cliente ofrece pagar sólo parte del proyecto tú puedes decidir dejarle la parte proporcional, aunque no podrá aplicar para todos los casos, resulta difícil, por ejemplo, sólo entregar el 60% de un interactivo o un sitio de internet. La otra opción es la que yo recomiendo, pues me ha dado buenos resultados cuando ha llegado el momento cuchi-cuchi y el cliente se quiere pasar de listo: simplemente dile que no estás de acuerdo con recibir un pago menor al acordado y aclárale que no entregarás el proyecto, que prefieres perderlo a trabaja bajo esas condiciones. Si haces esto tienes que estar consiente sobre la posibilidad de quedarte chiflando en la loma, perder el proyecto y al cliente; en mi caso, las tres veces que me he encontrado en esta situación el cliente se molesta, pero acto seguido paga sin chistar y recibe su proyecto. Yo perdí a dos clientes, pero en el fondo prefiero no trabajar con clientes con los que no puedo llevar una relación profesional y benéfica para todos.

Anuncios

4 comentarios en “¿Qué crees? no te voy a pagar lo acordado

  1. Muy cierto, sobretodo cuando son trabajos para familaires, amigos o recomendados, todos vienen con la intención de regatear aunqe ya les hayas hecho un buen descuento !!!!

    Me gusta

  2. Ciertamente es algo que sucede en muchas ocasiones. En tu caso, siendo diseñadora; en el mío, como informático.
    El cliente tiene un problema “sin solución” y cuando uno lo resuelve, resulta que “él podría haberlo hecho” y ya no quieren pagar, o dan menos de lo acordado.

    Y lo peor es que si uno “deshace” su trabajo, luego hay que repararlo.

    En fin.

    Saludos.

    Me gusta

Tu opinión me interesa, deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s